dimecres, 11 de juliol de 2012

No siempre puede salir bien

El fin de semana 30 de junio y 1 de julio nos desplazamos hasta Viseu (Portugal) para correr la 3ª Prueba LERA de la temporada.
Después de ganar el Campeonato de España estábamos muy ilusionados en hacer un buen papel en Portugal. 
Ésta vez, los encargados de darlo todo en carrera éramos: Xavi Rodríguez, Jordi Pàmies y David Tarrés y la gran asistencia de Anna y Carol.

Aprovechando el desplazamiento, realizamos una visita fugaz a la fábrica TRANGOWORLD, nuestro principal patrocinador, en Zaragoza.

Después de más de 11 horas de viaje llegábamos a la ciudad portuguesa y nos dispusimos a recoger los dorsales y la documentación.
Aquí nuestra primera sorpresa: se podía correr en formato de 3 corredores + 1 relevo, incumpliendo el reglamento LERA, no estaba especificado en la información del raid y sólo los equipos portugueses (ya acostumbrados) y unos pocos españoles se habían percatado de ello.
Allí mismo nos quejamos pero la respuesta de la organización fue: "en Portgual se corre así y los españoles teneis que adaptaros". Pues no es así, si el raid está dentro del calendario LERA tiene que ceñirse a éste.
Bueno, ya veíamos por donde íban los tiros. Terminamos de realizar las verificaciones y a cenar y a dormir, el sábado sería un día largo ... muy largo.
A las 9 de la mañana se daba la salida del raid. Solamente 3 secciones y una sección nocturna. No se han querido complicar.
La primera sección era una ruta a pie de 34 km, el 85% sobre asfalto pasando por un montón de pueblos y urbanizaciones, muy aburrido y sin ningún aliciente. Bueno sí, establecer una buena estrategia para llegar antes de la hora de cierre. Después de perder más de 15' buscando una baliza súper mal colocada, cuando íbamos en las primeras posiciones, sólo pudímos llegar 10' antes del cierre.
Se seguía con una sección en teoría de kayak de 10 km. Digo en teoría porqué sólo la hacía un corredor. Los otros dos tenían que volver a correr alrededor del embalse con también muchos tramos por asfalto. Ésto sí, había una tirolina que también la hacía uno.
Ahora ya venía la última sección, una btt de 80km y en que los equipos podían realizar un cambio de corredor a la mitad del recorrido. Otra vez la estrategia era fundamental para conseguir realizar todas las balizas en el tiempo permitido. Y, otra vez, la mayor parte del recorrido era sobre asfalto. Cada vez estábamos más desmotivados y aburridos del raid. Tantas horas en coche para esto.
Al fin llegamos a meta, teníamos 30' para comer algo y descansar antes de la salida en masa a la orientación específica nocturna.
Debido a la poca costumbre de correr en llano y por asfalto, nuestras piernas no respondían durante la noche y no pudimos conseguir los puntos que queríamos. Lo mejor era irnos a dormir y mañana será otro día.
El domingo la cosa no pintaba mejor. Un corredor en patines y dos a pie por un carril bici y durante unos 14 km. En algunos puntos los corredores nos teníamos que separar u los de a pié íbamos a buscar una baliza extra y volvíamos para encontrar a nuestro compañero.
Un error nuestro, al no leer bien el roadbook, nos izo dejar una baliza al creer que no llegábamos al cambio.
Ahora tocaban 32km más de bici, otra vez sobre asfalto, y que por un exceso de ambición no pudimos llegar al corte y entrar a la última sección, un score 100 por las calles de Viseu.
Finalmente terminamos en 11º lugar y 6º de los equipos LERA, muy aburridos por el raid, en que todo era sobre asfalto, no íbamos a ningún lugar de interés y en que la cosa no nos fué muy bien.
Ahora a entrenar y quitarnos el mal sabor de boca en Francia el 21 y 22 de julio.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada